Somos saca adelante su petición para que Tráfico retire los radares de Tinajo


El Pleno del Cabildo de Lanzarote ha aprobado una moción del grupo Somos en la que se insta a la Dirección General de Tráfico a retirar los cinemómetros que están instalados en la carreteras LZ-56 y LZ-67, en los municipios de Tinajo y Yaiza, aunque aún no han sido activados.

En la moción, apoyada hoy miércoles por Somos, Ciudadanos, Podemos y PSOE, se invita a la DGT a que busque los mismos objetivos de control de la velocidad con otros cinemómetros que sean menos agresivos visualmente. Los consejeros de CC (excepto el presidente insular, que se abstuvo) votaron en contra y defendieron que no podían solicitar la retirada de estos elementos sin que antes hubiera una opción a los actuales. El PP se abstuvo y solicitó un estudio claro.

Somos Lanzarote, así como el propio Ayuntamiento de Tinajo, siempre han criticado tanto el impacto visual y la inversión económica realizada -y la excesiva reducción de velocidad, añade a la critica el consistorio- en la instalación de estos radares de tráfico fijos dentro del programa “Lanzarote en bicicleta”.

Observan desde Somos Lanzarote “falta de sensibilidad con el paisaje” y los tachan de “poco adecuados para el paisaje que los alberga, dado su tamaño, color y nula mimetización con espacios del Parque Natural de los Volcanes y las cercanías de La Geria, al sur de la isla”.

Hay que apuntar que el grupo de Gobierno insular afrontó hoy el pleno mensual con la ausencia de una consejera del PP, y por tanto, sin mayoría absoluta.

Tomás López, de Somos Lanzzarote, defendió que hay otras fórmulas “menos impactantes” para controlar la velocidad en estas vías.

Sobre este asunto, el presidente del Cabildo de Lanzarote, Pedro San Ginés, que se abstuvo hoy en la votación, aclaraba que “la moción no ha sido respaldada porque el grupo político proponiente no aceptó cambiar algunos de los acuerdos de la moción con los que no estaban de acuerdo, negándose a incorporar la propuesta elevada por el Grupo de Gobierno para instar a la Dirección General de Tráfico a paralizar la puesta en servicio de los radares en esas carreteras en tanto en cuando se estudie con los informes técnicos pertinentes, así como el elaborado por el propio Ayuntamiento de Tinajo, sobre la conveniencia de aumentar en algunos tramos la velocidad máxima permitida que pasaría de 60 a 80 kilómetros por hora, con independencia de que también se estudie minimizar el impacto ambiental y paisajístico de los cinemómetros instalados”.

El presidente del Cabildo recordaba también que “los radares instalados de control de velocidad en varios tramos que unen Mancha Blanca y La Geria por Tinguatón (LZ-56) y el Parque Nacional de Timanfaya (LZ-67) por donde transitan miles de ciclistas, no habilitan a los mismos a circular por estas vías, ya que no está prohibido su paso ni nunca lo ha estado, ni tampoco establecen dichos cinemómetros ninguna limitación de velocidad diferente a la que siempre ha existido”.

La velocidad máxima establecida en las citadas vías es de 60 kilómetros por hora, sin que el Cabildo pueda aumentar la misma en ninguno de esos tramos, según han reiterado desde la entidad insular ya que la competencia es del Ministerio y de la Guardia Civil de Tráfico.

También te podría gustar...

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies