Primeras evacuaciones de personas ante el aumento de la sismicidad en La Palma

El Comité Científico del Plan Especial de Protección Civil y Atención de Emergencias por Riesgo Volcánico (PEVOLCA) reunido hoy domingo ha recomendado al Comité Director del Plan la evacuación preventiva de la población en riesgo, tras constatar que la actividad sísmica ha alcanzado el máximo desde el inicio del enjambre en La Palma.

En base a esta información, el Comité Director ha decidido comenzar a evacuar, con carácter prioritario, a las personas con movilidad reducida en los núcleos poblacionales de Las Manchas (Las Manchas de Abajo, Jedey, San Nicolás y El Paraíso), que comprende los municipios de El Paso y Los llanos de Aridane; El Charco (Fuencaliente), La Bombilla (Los llanos de Aridane y Tazacorte) y el Remo y Puerto Naos (Los Llanos de Aridane).

El semáforo volcánico se mantiene en amarillo, aunque se intensifican las acciones de protección civil y se faculta a la Dirección Técnica podrá programar la evacuación selectiva de otras zonas de la Cumbre Vieja, si fuera necesario, bajo la coordinación del Cabildo y los ayuntamientos. La población estimada es de mil personas.

Las distintas administraciones han tomado también medidas en el control de carreteras, con cortes de acceso y suspensión de actividades.

Esta tarde se vuelven a reunir el Comité Científico y el Comité Director del  PEVOLCA.

Seísmos sentidos

Los expertos han indicado que continúa intensificándose la actividad sísmica con eventos localizados en de la superficie hasta profundidades de 8 km.

Son numerables los sismos sentidos con intensidad máxima III-IV. También hay manifestaciones superficiales como ruidos, vibraciones, asociados a la sismicidad superficial. La actividad sísmica ha alcanzado el máximo desde el inicio del enjambre.

Además, las deformaciones han aumentado, con una deformación acumulada de 15 cm (5 cm en las últimas 24 horas). El centro de presión se sitúa coincidente con el área en el que se perciben superficialmente los sismos: Las Manchas y Jedey.

En este escenario, el comité considera probable la ocurrencia de terremotos sentidos de mayor intensidad, que pueden causar daños a las infraestructuras. También pueden provocar desprendimientos de rocas en los tramos de carretera LP-2 entre Fuencaliente y las Manchas y también en la LP-3 en el acceso al túnel sentido Santa Cruz de La Palma-El Paso. No se descartan terremotos en zonas con pendientes pronunciadas, especialmente si la sismicidad supera la magnitud 4.0

Los expertos solicitan a la ciudadanía que comunique a las autoridades si observan cualquier anomalía, ay que el proceso continúa y puede tener una evolución a corto plazo. En este momento estamos en fase pre-eruptiva, aumentando la probabilidad de que culmine en erupción, sin poder establecer una ventana temporal.

Pendientes de la evolución

El Comité Científico insiste en la relevancia actual de los peligros asociados a la sismicidad y los desprendimientos. Se recomienda la intensificación de medidas con la evacuación preventiva de la población en riesgo. Se ha reforzado el seguimiento continuado de la actividad y se comunicará cualquier cambio significativo que se observe.

La población debe estar atenta a los comunicados de las autoridades competentes en Protección Civil, a través de los canales oficiales y los medios de comunicación.

El Comité Científico está coordinado por la Dirección General de Seguridad y Emergencias del Gobierno de Canarias y lo integran representantes del Instituto Geográfico Nacional (IGN), Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC); Instituto Volcanológico de Canarias (Involcan), Instituto Geológico y Minero de España (IGME), Agencia Estatal de Meteorología (AEMET), Instituto Español de Oceanografía (IEO), Universidad de La Laguna y Universidad de Las Palmas de Gran Canaria.

El PEVOLCA establece un semáforo volcánico como sistema de alerta a la población basado en cuatro colores en función del riesgo: verde, amarillo, naranja y rojo. En el amarillo se intensifica la información a la población, las medidas de vigilancia y monitorización de la actividad volcánica y sísmica.
Antes de una erupción volcánica, se produce un aumento gradual de la actividad sísmica, que puede prolongarse durante mucho tiempo y puede ser percibida por la población.

También te podría gustar...

1 respuesta

  1. 19 septiembre, 2021

    […] horas de este domingo, día 19 de septiembre, se ha producido la erupción volcánica en la zona de Cumbre Vieja, en la isla de La […]

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies