El descenso del paro no contenta a los sindicatos, que piden calidad laboral

Lanzarote abrió el año 2016 con 13.775 isleños inscritos en las oficinas del Servicio Canario de Empleo en enero, doce meses después fueron 11.849, un descenso insular interanual del 13,69%.

Estas cifras no contentan a los sindicatos, que tachan los empleos de “baja calidad”, y señalan hacia un “alto nivel de pobreza y desigualdad, y salarios bajos”.

Para Comisiones Obreras, los lanzaroteños han perdido poder adquisitivo en los últimos años, si bien no puede ocultarse las cifras macroeconómicas de una recuperación. Cae el desempleo en todos los sectores salvo en el de la construcción, dejando un saldo final en 2016 de 229.233 canarios inscritos en las oficinas públicas de empleo.

Según CCOO, “la precariedad laboral hace que estos buenos datos no logren consolidar una senda completa de recuperación, teniendo en cuenta que cerramos el año con una temporalidad contractual cercana al 90%”. Consideran que sin empleo de calidad “no hay recuperación posible, por lo que hay que reforzar cualquier tendencia de mejora con políticas económicas de crecimiento y desarrollo que mejoren la inversión y el poder adquisitivo de la población”.

Para CCOO Canarias, no tiene sentido el crecimiento económico si no se pone al servicio de la sociedad y va acompañado de un reparto de la riqueza y de creación de empleo. Por ello, dicen, se hace necesario un “giro social para revertir los efectos de las políticas de austeridad y recortes; empezando por la derogación de las reformas laborales, por recuperar el papel de la negociación colectiva, acabar con la pobreza salarial y social, reformar el sistema fiscal y recomponer los ingresos”.

También te podría gustar...

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies