Las bodegas siguen dotándose de depuradoras en sus instalaciones

Si hace unos días era Bodegas Rubicón la empresa del sector que promovía la puesta en marcha de una depuradora en sus instalaciones, ahora es Bodegas El Grifo la nueva empresa insular vitivinícola que solicita autorización para esta infraestructura ante el Consejo Insular de Aguas de Lanzarote.

Este lunes, conforme con lo previsto en el artículo 17 del Reglamento de Control de vertidos para la protección del Dominio Público Hidráulico, aparece publicado en el Boletín Oficial de Canarias el anuncio relativo a la autorización de esta planta depuradora de aguas residuales individual, a ubicar en Bodegas El Grifo, en el municipio de San Bartolomé, con una capacidad máxima de depuración de 46,6 m3/día.

La instalación de depuradoras en las bodegas de la Isla tiene detrás su “historia” ya que, en su día, la Audiencia Provincial de Las Palmas mantuvo el cierre cautelar de la conocida Bodega Stratvs, decretado inicialmente por un Juzgado de Arrecife por entender que –entre otras cuestiones- era necesaria la instalación de una depuradora; además, se le achacaba haber construido una superficie mucho mayor de la que tenía permiso.

Después de esta circunstancia, en el año 2014 se tramitaba ante el Consejo Insular de Aguas una denuncia donde se pedía la suspensión temporal de nueve bodegas (Los Bermejos, El Grifo, Barreto, Martinón, Vega de Yuco, Finca Las Quemadas, Rubicón, La Geria y Bodegas Antonio Suárez) aduciendo que no vertían sus aguas residuales a una red pública de saneamiento, ni tampoco contaban con una estación depuradora propia.

En este intrincado tejido normativo, sería luego un informe de la Viceconsejería de Justicia del Gobierno de Canarias el que concluía, groso modo, que es obligado un tratamiento de depuración previo de las aguas antes de filtrar al terreno, aunque no se especificaba si era necesario hacerlo con depuradora o con otro sistema.

Parece que el nuevo texto legal del Plan Especial de la Geria ha terminado de dar confianza a las bodegas en este aspecto ya que en las últimas semanas han sido dos de ellas las que han solicitado autorización para construir estas depuradoras.

Desde el Consejo Insular apuntan que durante 30 días el expediente de El Grifo permanecerá expuesto en los distintos órganos competentes (el Ayuntamiento de San Bartolomé, en el caso del consistorio local); y una vez transcurrido este plazo se emitirá el preceptivo informe.

También te podría gustar...

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies