La colada del noroeste, con mayor aporte de lava, obliga a nuevas evacuaciones

El Comité Director del Plan Especial de Protección Civil y Atención de Emergencias por Riesgo Volcánico de Canarias (PEVOLCA) del Gobierno de Canarias ha confirmado este jueves que la colada primigenia y los apéndices que rodean la montaña de Todoque apenas aportan lava en superficie y han detenido su avance, mientras la situada al noroeste presenta mayor fluidez.

Con la información aportada por los mapas de trazabilidad y peligrosidad de las coladas, la Dirección del Plan ordenó nuevas evacuaciones preventivas anoche y durante esta mañana en La Laguna, en Los Llanos de Aridane y en el límite con Tazacorte, que ha quedado completamente desalojada.

Teniendo en cuenta estas últimas evacuaciones, que han afectado, según el censo, a unas 400 personas, la cifra total de personas desalojadas ronda las 6.400. En estos momentos hay 287 personas albergadas en el hotel de Fuencaliente y el resto se encuentra en otras residencias o alojamientos de familiares y amigos.

Sobre las coladas, el Director Técnico del PEVOLCA, Miguel Ángel Morcuende, recordó que hay una colada primigenia con poco aporte de lava que tiene tres brazos: dos están al sur de la montaña de Todoque, uno convertido en delta lávico (fajana) y otro sobre El Charcón sin llegar al mar, mientras que el otro brazo se encuentra por encima de la montaña de Todoque y está detenido.

La que presenta más actividad en estos momentos está al norte de la colada primigenia, se mueve en dirección noroeste y tiene dos apéndices. Uno, que presenta alta intensidad y un amplio recorrido, ha perdido fluidez y ganado viscosidad, disminuyendo su velocidad. El otro apéndice, situado al noroeste, atravesó en diagonal el polígono industrial del callejón de La Gata y llegó anoche al campo de futbol, que ha quedado destruido.

Numerosos terremotos

Con respecto a la sismicidad, la portavoz del Comité Científico y directora del IGN en Canarias, María José Blanco, apuntó que continúa localizándose en la misma zona de los primeros días, a profundidades entre 10 y 15 km, aunque se registran también terremotos a profundidades superiores a 20 km. En las últimas 24 horas se han mantenido los valores altos de la amplitud de la señal de tremor, con pulsos de intensificación. La magnitud máxima observada ha sido 4.5 mbLg, con intensidad máxima de IV EMS y a 37 km de profundidad.

En cuanto a los datos sobre deformación del terreno, María José Blanco resaltó que se ha observado una deformación de algo más de 5 centímetros en vertical que solo afecta a una estación en concreto, localizada entre Jedey y Las Manchas, y al tratarse de una zona de exclusión desde el Comité Director se ha realizado una recomendación no solo a los científicos, sino también a los servicios de seguridad y emergencias, que son los únicos que transitan por ese área realizando labores de limpieza de cenizas de cubiertas y tejados, para que estén especialmente atentos a cualquier particularidad observable y lo comuniquen al PEVOLCA.

Para la portavoz del comité científico, la situación meteorológica, con vientos en altura, está siendo favorable para la operatividad del aeropuerto y la calidad del aire, pero la situación empeora en los próximos días con una componente Este, asociada a la intrusión de una masa de aire continental cálida y seca, lo que producirá un descenso de la capa límite superficial que dificulta la dispersión.

1.634 construcciones afectadas

La superficie afectada por la lava supera ya las 674 hectáreas, lo que supone 34 más que ayer y el ancho máximo de la colada se mantiene igual que ayer en 1.770 metros.

En relación a las edificaciones afectadas, Morcuende indicó que, según el satélite Copernicus, hay un total de 1.634 construcciones: 1.548 destruidas y 86 parcialmente. Una vez filtrado por el catastro la cifra asciende a 922 edificaciones afectadas. De ellas, 809 son de uso residencial, 95 de uso agrícola, 47 de uso industrial, 22 de ocio /hostelería y 8 de uso público, entre otros.

En cuanto a la superficie de cultivos, dijo, se superan ya las 179 hectáreas arrasadas. De ellas, 92,97 son plataneras, 50,17 hectáreas son de viñas y 12,21 de aguacates, entre otros cultivos.

Las carreteras se han visto afectadas hasta el momento en 43,185 metros de los cuales el 65% corresponde a Los Llanos de Aridane, 20% corresponde al municipio de El Paso y 14,68% a Tazacorte.

(Imagen de la erupción. Facilitada por el Instituto Geográfico Nacional).

También te podría gustar...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies