Apoyo a la idea de colocar una escultura en el camino de las gracioseras

Desde el Partido Popular en el municipio de Teguise muestran este lunes su respaldo a la propuesta popular en el portal change.org para homenajear a las mujeres trabajadoras de La Graciosa.

El portavoz municipal del Partido Popular en Teguise, Jonás Álvarez, ha rubricado el apoyo de los populares a la iniciativa de recogida de firmas que se está realizando a través de la página de peticiones populares change.org, para conseguir la colocación de una escultura en el camino de las gracioseras. Se trata de un homenaje a las mujeres trabajadoras de La Graciosa, coincidiendo con la celebración el próximo 8 de marzo, del Día Internacional de la Mujer

Para el concejal del Partido Popular, “es una magnífica ocasión y una buena iniciativa que pone en valor el esfuerzo y la lucha de varias generaciones de mujeres gracioseras que usaban el sendero por el Risco para llegar al pueblo de Haría. Esas idas y venidas, esas subidas y bajadas con las cestas en la cabeza cargadas de pescado forman parte de nuestro legado y de nuestra historia como municipio y como isla”, señala Jonás Álvarez. 

“Nos parece una idea estupenda que hemos conocido directamente de los propios promotores y que esperamos pueda ser compartida por todos los grupos políticos con representación en el pleno de Teguise a fin de que pueda llevarse a cabo”, apunta el portavoz. 

La iniciativa busca también la implicación de otras instituciones como el Ayuntamiento de Haria, el Cabildo de Lanzarote y el Gobierno de Canarias, tal y como exponen desde el PP.

¿Qué dice la petición?

En concreto, la petición expone lo siguiente: “Con el paso de los años, la mujer graciosera ha trascendido como símbolo del esfuerzo que las mujeres del ámbito rural tuvieron que realizar para sostener la vida en su comunidad. Tareas como llevar la casa, cuidar de pequeños y grandes o labores en la tierra y en el mar. En el caso de La Graciosa, tradicionalmente los hombres eran los encargados de ir a pescar y ellas se ocupaban de venderlo por los pueblos del norte de Lanzarote, para ello tenían que subir el risco de Famara, muchas veces descalzas, con cestas en la cabeza. El camino que recorrían, desde “bajo risco” hasta casi el pueblo de Ye, se conoce a día de hoy como “el camino de las gracioseras”.

(PROPUESTA DE ESCULTURA EN EL CAMINO DE LAS GRACIOSERAS COMO HOMENAJE A LAS MUJERES TRABAJADORAS DE LA GRACIOSA).

También te podría gustar...

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies