Hernández Noda observa “necesarios” los hospitalitos en festejos de la ciudad

El concejal eventual de Seguridad Ciudadana en Arrecife, Manuel Hernández Noda, apuntaba hoy hacia la “necesidad” de instalar hospitalitos en los festejos más destacados de la ciudad.

Para el edil del Ayuntamiento de Arrecife, “está más que justificada la puesta en marcha de estos hospitales móviles que evitarían que se saturaran los servicios de Urgencias durante las horas principales de algunas convocatorias muy populares”, comentaba.

Hacía referencia el político socialista a los numerosos casos de traslados por intoxicación etílica que “saturaron” los servicios de Urgencias del Hospital José Mollina Orosa durante la noche del pasado lunes. Según Hernández Noda, no contaban con camas suficientes para poder admitir y observar la evolución de los pacientes, muchos de ellos jóvenes.

“Creo que la colocación de los hospitalitos debería ser ya una constante en la organización de algunos de los eventos que se celebran en Arrecife, como puede ser el coso de Carnaval o los festejos de San Ginés. Esto evitaría la saturación indeseada de los servicios sanitarios; y mejoraría la atención de los ciudadanos ante cualquier imprevisto”, exponía hoy.

El tramo de Fred Olsen seguirá cerrado

Por otro lado, cuestionado sobre la evolución de los controles para conocer el alcance estructural de los problemas del Edificio Ferrera, el concejal capitalino aclaró que no se trata de una competencia municipal. El consistorio mantendrá cerrados al tráfico los dos tramos de las calles Fred Olsen y Guenia “hasta que la empresa encargada del estudio de cimentación certifique que es seguro volver a las viviendas”.

“En estos días la empresa designada por la comunidad de propietarios se encargará de determinar el alcance del problema y las soluciones sobre los pilares del garaje; algo que no descarto que se dilate en el tiempo. Mientras tanto, nosotros nos limitamos a seguir las indicaciones del Consorcio de Seguridad en cuanto al cierre de calles”, relata.

Manuel Hernández Noda ha confirmado además que la práctica totalidad de los inquilinos afectados, han decidido pasar estos días en viviendas de sus allegados , si bien una de las familias se aloja aún en uno de los tres hoteles que pusieron a su disposición para ello.

La empresa contratada por la comunidad de propietarios determinará cómo acabar con el desalojo.

En cuanto a la seguridad de las casas deshabitadas ahora, el representante del Ayuntamiento de Arrecife confirmaba que inicialmente fue la Policía Nacional quien vigiló la zona, aunque desde hace días la comunidad de propietarios ha contratado vigilancia privada para evitar actos de pillaje.

Hay que recordar que el desalojo de la pasada semana afectó a dos edificios del bloque; uno donde residían 13 familias propietarias, y otro con 18 viviendas en régimen de alquiler. Ambos comparten el mismo garaje afectado por el evidente deterioro de una de las columnas.

También te podría gustar...

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies