El flujo de lava sigue alimentando las coladas que crecen en espesor y altura

Los últimos indicadores facilitados por el Comité Científico del Plan Especial de Protección Civil y Atención de Emergencias por Riesgo Volcánico de Canarias (PEVOLCA) siguen sin mostrar una tendencia a la finalización del proceso eruptivo, a corto o a medio plazo en La Palma.

El Director Técnico del PEVOLCA, Miguel Ángel Morcuende, explicó que ayer continuó la reconfiguración de la morfología del cono volcánico con el derrumbe parcial de la parte superior del cono principal, haciendo que las coladas de lava discurran preferencialmente al oeste sobre las coladas previas, con relleno de islas y vaguadas, y con incremento en espesor y altura. Este escenario es “favorable”, teniendo en cuenta que no provoca nuevos daños y discurre por coladas ya existentes.

El último dato sobre la superficie afectada por la erupción volcánica se estima en 884,9 hectáreas, casi 6 hectáreas más que el disponible ayer.

Sobre la sismicidad, la portavoz del Comité Científico y directora del Instituto Geológico Nacional (ING) en Canarias, María José Blanco, señaló que en las últimas horas ha aumentado el número de eventos con magnitud superior a 3.5 mbLg, tanto a profundidades medias como profundas, alcanzándose la magnitud de 4.9 mbLg y la intensidad IV-V.

El SO2 sigue alto

La deformación de 10 centímetros reportada ayer, registrada en la estación próxima a Jedey, ha revertido prácticamente en su totalidad, recuperándose los niveles de días anteriores. Mientras, en las estaciones más alejadas del centro eruptivo persiste una ligera deflación regional de origen profundo. En la actualidad no hay nuevas deformaciones relevantes.

El escenario meteorológico es favorable para la operatividad de los aeropuertos canarios, con régimen de alisios en zonas bajas y componente norte-nordeste en altura.

En lo que se refiere a la calidad del aire, no hay datos destacables en las estaciones de medición de partículas PM10 y se mantiene en valores bajos.

Los niveles de dióxido de azufre (SO2) han superado en momentos puntuales el umbral horario en las estaciones de la vertiente oeste, concretamente en Puntagorda, en El Charco (Fuencaliente) y en Los Llanos de Aridane. Esta superación de umbrales es puntual y se está estudiando por el Comité Científico.

En cuanto a los datos facilitados por el catastro sobre las construcciones afectadas, se mantienen en unas 1.291 edificaciones, de las cuales 1.038 son de uso residencial.

PEVOLCA también acordó reforzar el dispositivo de seguridad en las inmediaciones de la zona de exclusión ante el aumento de visitantes, intensificando el control de las carreteras, tanto para conductores como viandantes.

También te podría gustar...

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies