Denuncias durante el control de medidas sanitarias en el enlace marítimo

La Guardia Civil ha intensificado estos días la vigilancia en las navieras ante el nivel 4 de alerta sanitaria de la isla de Lanzarote y las conexiones realizadas vía marítima al muelle de Corralejo, con el objetivo de verificar y comprobar tránsito de personas y el cumplimiento de la normativa sanitaria. Hay que apuntar que ese desplazamiento debe ser justificado documentalmente conforme a la normativa.

Concretamente los días 23 y 24 la Guardia Civil de Corralejo y el GIR de Puerto del Rosario confeccionaron una decena de denuncias en los diversos controles aleatorios realizados en el muelle, al no acreditar los denunciados debidamente el traslado marítimo.

La mayor parte eran procedentes de Playa Blanca (Lanzarote), y tenían su destino final en el muelle Corralejo (Fuerteventura).

Cabe destacar, según remarcan desde la Comandancia de la Guardia Civil en Las Palmas, que estos controles del tránsito marítimo de pasajeros se mantendrán entre Lanzarote y Fuerteventura “hasta que los condicionantes epidemiológicos del Covid-19 y en sus distintos niveles permitan la plena circulación de pasajeros entre islas”.

Detención por conducta reiterada de desobediencia

En otra actuación, el pasado día 25 de enero, la Guardia Civil de Corralejo detuvo a una persona de 38 años de edad, por una reiteración de infracciones al constarle 12 denuncias administrativas por no portar o no llevar la mascarilla obligatoria en la vía pública siendo constitutivo del incumplimiento de las medidas de prevención y contención del Covid-19 al ofrecer una conducta reiterada de desobediencia a los agente de la autoridad ante las indicaciones de ponerse la mascarilla.

Los hechos sucedieron sobre las 06.35 horas del referido día, cuando la Guardia Civil observó al detenido accediendo a un local público ubicado en la avenida Juan Carlos Primero sin portar la correspondiente mascarilla de protección.

Por este motivo los agentes le conminaron, como en ocasiones anteriores que debía adecuarse a la norma sanitaria, ofreciéndole los agestes este elemento de protección, negándose abiertamente y explícitamente a ponerse la mascarilla, dando como justificación un convencimiento personal negacionista fuera de toda norma legal y sanitaria.

Se da la circunstancia de que esta persona desde el mes de noviembre del año pasado hasta fecha actual, le constan doce infracciones administrativas de las cuales seis de ellas están vinculadas con el hecho de no llevar la mascarilla en la vía pública, y las otras seis por desobediencia leve dada su negativa a ponerse la mascarilla en la vía pública a solicitud explicita de los agentes de la autoridad, los cuales incluso le ofrecieron y le entregaron una mascarilla en esos instantes, negándose abiertamente a su utilización.

Por todo ello, dada la conducta en hechos anteriores consolidados en multitud de infracciones administrativas, precisamente por no llevar la mascarilla y en el hecho de su negativa reiterada de ponérsela haciendo caso omiso a las indicaciones aportadas por los agentes de la autoridad, se procedió por parte de los guardias a su detención por un delito de desobediencia a los agentes de la autoridad, quedando a disposición judicial del Juzgado en funciones de Guardia de Puerto del Rosario.

También te podría gustar...

1 respuesta

  1. 30 enero, 2021

    […] intervenían en el dispositivo en tierra la Policía Local de Arrecife, Policía Nacional,Guardia Civil, Policía Portuaria y el Servicio de Urgencias […]

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies